Como continuación del proyecto de articulación entre la Escuela Escocesa San Andrés y Fundación Reciduca, un grupo de madres de APESA realizó una nueva jornada de trabajo de mantenimiento en la huerta de la fundación en el Hipódromo de San Isidro. En esta ocasión, se armaron también bancales de tomates

Entre las actividades que realizan los jóvenes que participan  de los programas educativo/laborales de Fundación Reciduca, se encuentran las prácticas educativas en el invernadero y vivero. Participan de actividades de mantenimiento y cultivo, incorporando habilidades y competencias actitudinales. Los programas van llegando al cierre del proceso trabajado a lo largo de este año.

Este año se realizará una última jornada de huerta  el 12 de noviembre de 9 a 11:30hsQuienes quieran participar de este último encuentro pueden escribir a apesa@sanandres.esc.edu.ar




Galeria